LAS GUARDIANAS DEL GRIAL

Lo peor que le puede pasar a una mujer es sentirse sola y aislada de otras mujeres-hermanas. De manera natural, es propio de nuestra naturaleza femenina la tendencia a consolar, apoyar, abrazar y dar ánimo a toda mujer que sufre sea cual sea la causa de su sufrimiento.
Es muy extraño que una mujer sensible pase al lado de otra mujer, aún siendo desconocida, que se encuentre llorando, y no se detenga a ofrecerle su consuelo. Esto no les pasa a los hombres. Y sino, fíjate en un partido de fútbol en el que este en juego una copa ( atributo femenino por cierto, donde se deposita la gloria del triunfo…) importante: el equipo ganador se abraza, se abalanzan los unos sobre los otros con total euforia…mientras que los hombres del equipo perdedor ¿Qué hacen?: se dispersan, se alejan los unos de los otros, tapan sus rostros con las manos, caen al suelo y lo golpean o lanzan sus puños cerrados al aire sacando su rabia (Copa de Europa, final entre España y Alemania 2008 ¿viste el final del partido? ¿Qué hacían los triunfadores españoles y que hacían los perdedores alemanes?….). Mientras que en esta misma situación ¿Qué haríamos un equipo perdedor de mujeres?: está claro: nos uniríamos en una piña abrazadas para consolarnos y llorar juntas. Así de ilustrativo es este ejemplo para dar consistencia de cómo es nuestra naturaleza de hermanas.

ARTICULO LAS GUARDIANAS DEL GRIAL

LAS GUARDIANAS DEL GRIAL

Muchas leyendas han definido el grial y su búsqueda, sin embargo, el Grial no existe como tal en el mundo material pues el Grial no es solo una copa física donde bebió Jesús.

El Grial es la Vessica Piscis, la Vulva de la Diosa, el Grial es la misma Diosa, el Poder de la Vida que cada una de nosotras porta en su vagina, el grial de un sacerdote, de un caballero, de un Guerrero, de un hombre Sagrado, es su sagrada esposa, la que engendra la vida, si quiere, la que le da de beber el agua de vida, si quiere, la que enfrenta el misterio de la vida, de la muerte y la inmortalidad porque siempre han sido las mujeres, las guardianas del secreto de la vida y de la Eternidad y a este conocimiento se le llamo El Grial. (Este secreto lo sabían muy bien Los Templarios: no buscaban una copa física sino el reestablecimiento del culto sagrado a la Diosa y al poder femenino que trajera la paz entre los pueblos, y ese secreto fue también lo que hizo que el poder de la Iglesia Católica los destruyera pues era un secreto que no se podía difundir en ese tiempo de oscurantismo, corrupción y soberbia religiosa).

¿CUAL FUE EL ERROR? ¿A DONDE FUE A PARAR NUESTRO PODER?

Todas las referencias históricas nos aportan mucha aclaración, sin embargo, en ninguna de ellas encontramos cual fue el error, el karma por el cual, el matriarcado y las mujeres hemos tenido que pasar (y todavía pasamos, en algunos países) semejante dolor y sufrimiento.

El error cometido es tan antiguo que no puede hallarse en ningún documento histórico ni en ninguna leyenda o mito ya que se remontan a un pasado remoto del que no hay prueba alguna.

Sin embargo, en nuestros corazones de mujeres de poder y de mujeres de Luz, comprometidas con la Sanación del planeta, de nuestras vidas y de nuestros prójimos, sabemos que esta es la verdad.

NUESTRO COMPROMISO

Nuestro compromiso ha sido un reto: el reto de comprender que sanando nuestras heridas, sanamos las de nuestras ancestras y las de la Madre, nuestra Madre Gaia, la Tierra, la Pachamama. 
Que sanando nuestro poder femenino, sanamos a nuestros hombres…. amantes, esposos, padres e hijos varones y permitimos también que Mama, nuestra Madre Tierra, la Pachamama sea restituida con su poder mágico y divino de matrimonio sagrado con su divino esposo el Cielo al permitir, de a poquito a poquito, que ascienda y trascienda algo de su peso. El sufrimiento de sus hijos los seres humanos.

Nosotras, recién nacidas a una nueva realidad, vamos tomando consciencia de que somos CURANDERAS y nos sentimos orgullosas de serlo.

Somos mujeres de luz, curanderas, sembradoras, chamanas, hermanas, sacerdotisas, magas, y brillamos.

¿Por qué acabo el Matriarcado?….la codicia siempre lo fastidia todo. Pueblos gobernados por mujeres; culturas basadas en la agricultura, el arte, lo bello, lo festivo, libre, distendido…. codiciado y fácilmente destruible.

En el matriarcado nosotras ejercíamos un poder armónico y pacifico que era envidiado y fue usurpado, sometido y casi destruido pero jamás olvidado: aquí estamos. Esta es la prueba.

Queremos la paz. Queremos la fusión. La sanación. Queremos vivir en armonía con el hombre y con los reinos que nos rodean. 

Solo revindicamos a través de la sanación, a través de nuestra siembra, lo que es nuestro: El esplendor DE LA CONSCIENCIA.

Esta nuestra memoria esplendorosa, está más allá de lo heredado a través de nuestras ancestras abducidas por religiones patriarcales, dominios machistas y sentencias bíblicas como estas:

“Es bueno para el hombre abstenerse de mujer”. 
SAN PABLO

“La mujer es un hombre malogrado, un ser ocasional: solo el hombre ha sido creado a imagen de Dios” 
SANTO TOMAS

“Mujer, eres la puerta del diablo. Por tu culpa el hijo de Dios tuvo que morir ¡deberías ir vestida siempre de luto y con harapos¡” 
TERTULIANO

 “Es probado que la mujer tiene la cualidad de la imbecilidad” 
CODIGO ROMANO

“La mujer, al igual que el ganado, es propiedad del esposo” 
LEVITICO (en fin, por poco levito cuando lo leo).

En 1854 el Papa de Roma declara el dogma de la Virgen como Inmaculada Concepción, subordinada, naturalmente, al Padre y al Hijo. Virgen y pura concibió sin cometer el pecado del sexo: herencia genética: hasta los hijos son sinónimo de pecado ya que una mujer nunca se podrá comparar con la Virgen puesto que folla, se preña y pierde su pureza virginidad.

Siglo tras siglo… a vivir con el estigma.

Se nos arrebata nuestra pureza, que no le pertenece a la Virgen sino a la Diosa, y la Diosa es nuestra Madre Celeste y Terrestre.
Por si faltaba algo va y llega la Santa Inquisición. Aquí se nos arrebata el don de Curar y se nos quema vivas.

En el inconsciente colectivo aun flota el genocidio nazi a los judíos pero murieron quemadas vivas más mujeres en la Edad Media que judíos en los campos de concentración. ¿Y cómo no sucumbimos? ¿Y que hicimos para seguir resistiendo y esperar a que las Leyes Divinas nos auspiciaran?

Pues seguir utilizando los recursos grabados en nuestra memoria celular, erigir nuestras armas, la creatividad.

Nos hacíamos oír a través del arte cada vez que nos dejaban: la escritura y sobre todo la poesía. Aunque nos llamaron locas, excéntricas, mari machos…. pero eso también está ahí presente, menos mal.

Luego ya más modernamente, vienen Freud y compañía y se ponen a decir que las mujeres somos y nos sentimos inferiores por no tener pene ¡¡¡lo que nos faltaba, el pene¡¡¡¡. Estos no tenían ni idea de que el tan buscado Grial es la vulva de cada mujer o lo que es lo mismo: la Vulva Sagrada de la Diosa en cada mujer. Pero como estaban tan pendientes de su pene pues no se dieron cuenta ni de donde habían salido… de una vulva, un útero, naturalmente.

El poder de la Diosa no podía permitir tanta barbarie, locura y desatino. Y ese es el motivo por el que estamos aquí, para restaurar su poder de Amor y Sanación que es el nuestro, por derecho propio y divino y pasarle este mensaje al hombre: Sin el amor equilibrador de una mujer, el hombre no puede amarse a sí mismo.

Lo demás, es ignorancia.

Tenemos trabajo.

Pero no nos asusta.

Por eso somos Novicias: no-viciamos la información. Solo tenemos una Ley: la del amor, que es sanación, que es poder, que es crecer, que es humildad, que está en nuestra memoria celular, ancestral que es la Diosa en cada Una de nosotras.

©Nina Llinares. Deseo que te haya gustado.

¡¡FELIZ DIA DE LA MUJER!!

 

LAS GUARDIANAS DEL GRIAL
*** Todos estos artículos están legalmente registrados en la Propiedad Intelectual de Derechos de Autor Internacional. Si quieres utilizarlos tienes que incluir la fuente tutorial y citar el siguiente dato:
ISBN: 84-607-3051-4
©®Nina Llinares
1 comentario

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *